Ceremonia de Destrucción de Armamento

destruccion-armamento-07Fecha: 02 SEPTIEMBRE DE 2016

Lugar: Explanada “Damián Carmona”, Campo Militar No. 1-A

Muy buenos días a todas, a todos ustedes, quiero agradecer la invitación, saludar la presencia del señor secretario de la Defensa Nacional, de mi general Salvador Cienfuegos Zepeda; de la misma manera saludar al almirante secretario Vidal Francisco Soberón Sanz; saludar la presencia de la procuradora General de la República, del señor comisionado Nacional de Seguridad, y del señor secretario general del CISEN, así como de la plana mayor de Ejército y Marina.

Saludar también a todos y cada uno de los elementos del Ejército y de la Marina que hoy nos acompañan; a nuestros amigos y amigas de los medios de comunicación.

Para mí es un alto privilegio poder hacer uso de la palabra en este significativo evento, se lo agradezco mucho al señor general secretario.

La Ciudad de México está comprometida con las tareas de seguridad, nuestro país es un país de paz, es un país que enarbola la bandera siempre de la paz y de la armonía; sin embargo, es indispensable, y así lo creemos, contar con las Fuerzas Armadas, contar con la estructura necesaria para defender siempre, de cualquier riesgo y ante cualquier peligro y amenaza, a la seguridad nacional.

Esa tarea siempre, todos nosotros, se la reconoceremos y se la seguiremos reconociendo a la Marina y al Ejército; la tarea que realiza en nuestro territorio nacional el Ejército y la Marina es permanente, es de custodia, es de cuidado, es de salvaguarda. Es siempre ofrendar la vida por la defensa de nuestro país.

destruccion-armamento-10Hoy quiero reconocer puntualmente todas y cada una de las acciones que han sido llevadas a cabo en esta tarea por el Ejército Mexicano, por la Marina de nuestro país, y por supuesto reconocer a ambos titulares en esta labor incansable.

Hoy nos convoca el canje de armas. Una tarea muy importante y de alto contenido de contacto con la sociedad. Se trata de retirar de las casas, de retirar de los hogares, las armas de fuego. De buscar una sociedad no armada, una sociedad de paz, una sociedad de armonía.

Nosotros estamos trabajando y estamos contribuyendo desde la Ciudad de México en esta convocatoria al llamado del Ejército, a poder contribuir con el retiro de las armas de nuestra ciudad.

Soy un convencido que una ciudad armada es una ciudad que puede ser violenta, hoy en la Ciudad de México hemos retirado ya, desde el inicio de este programa, más de 24 mil 500 armas, incluyendo armas cortas, armas largas y granadas; más de 156 mil cartuchos y cerca de 12 mil cargadores.

Estamos rebasando la cantidad de armas que se retiraron en sexenios completos, y esto gracias a la coordinación con el Ejército Mexicano y por supuesto, con todos los que se han sumado a esta tarea.

Quiero informar a los señores secretarios y a los distinguidos integrantes de esta mesa principal, que la Ciudad de México además del programa normal de canje de armas que hemos venido desarrollando a lo largo de este ejercicio de gobierno, ahora hemos innovado una modalidad más, en donde desde este momento agradezco la participación también del Ejército.

Ahora hemos incluido a LOCATEL y la gente de la ciudad puede llamar para que vayamos a recogerlo al domicilio, vamos a acudir a los domicilios a recibir las armas, a veces a las personas no les da confianza transitar por nuestras calles con las armas para llegar a los centros de canje.

Apenas la semana pasada nos entregaron rifles con bayonetas, de difícil transportación por supuesto, nos han entregado así rifles de alto poder, armas largas. Entonces lo que necesitábamos era acercar esta tarea en un contacto mucho más cercano con la ciudadanía.

Lo vamos a hacer con LOCATEL, pero esto no sería posible si el Ejército no participará. Hoy quiero reiterar mi reconocimiento, señores secretarios, mi reconocimiento a todos y cada uno de los soldados, a todos y cada uno de los marinos por esta valiente defensa, protección, salvaguarda de nuestra nación.

Siempre presentes en todas las tareas en donde se requiere, en todos los diferentes escenarios que se presentan a veces de defensa directa y a veces de ayuda y de protección a la ciudadanía, que viva nuestro Ejército Mexicano y que viva nuestra Marina de México, muchas gracias.