Convenio entre el FUCAM y la CDMX, e Inauguración del Centro Cultural FUCAM

Miguel-ManceraFecha:14 SEPTEMBER DE 2017
Lugar:Avenida El Bordo No. 100, Viejo Ejido Santa Úrsula Coapa, INFONAVIT El Hueso, delegación Coyoacán
Muy buenas tardes, muy buenas tardes a todas y todos ustedes. Quiero agradecer la invitación al Presidente Ejecutivo y fundador de FUCAM, al Doctor Fernando Guisa, a toda su familia, a los trabajadores, a los médicos, a las enfermeras, a todos los que están apoyando día a día esta labor, es una labor verdaderamente pues de mucho sentido humano.

Yo acabo de hacer un recorrido por todas las instalaciones de FUCAM y en cada una de las secciones que me fue narrando y comentando el Doctor Guisa encontré eso que es una gran carga humana, una gran carga de servicio en los médicos, en las enfermeras y una gran carga emocional también que se vive en este lugar.

Es un lugar verdaderamente que te lleva a la reflexión y yo platicaba con el Doctor –y comparto su idea- de que debiera estar replicado, porque cuando tienes un modelo que es exitoso –como es FUCAM- pues debiéramos tenerlo ya replicado no solamente en Oaxaca como acabamos de ver sino en todos los demás estados del país, se está haciendo una labor muy importante.

Aquí acabamos de saludar algunas pacientes, que estábamos en una de las áreas de mayor carga emotiva desde el punto de vista del contacto mismo, que es la sala donde se están colocando los tratamientos de quimioterapia y preguntábamos ¿de dónde venían las mujeres que estaban ahí?

Encontramos una parte de la Ciudad de México pero también había del Estado de México, también había de Veracruz, había de Hidalgo, había de varios lugares en donde encuentran aquí un sitio de alivio, un sitio que permite tener esperanza de vida y que por supuesto salva –como acabamos de anotar en el libro- salva muchas, muchas vidas de mujeres todos los días.

Y esa es una gran labor Doctor, nuestro reconocimiento porque hace 17 años comenzó con esta tarea, todo nuestro reconocimiento. El Doctor comenzó –y lo estábamos comentando, lo estábamos recordando- pues él solo, llevando esta plática a diferentes instancias, yendo a comentar, yendo a que se tomara conciencia de esto que hoy se replica y ahora lo vemos como algo mucho más común.

Ahora se pide por la ciudadanía, ¿Cuándo vamos a tener aquí los mastógrafos, cuándo van a ser las campañas. Pero antes no existía, esa fue una labor muy importante que hizo el Doctor Guisa, en donde fue tocando puertas para concientizarlo.

Primero era que se tomara conciencia de la problemática. Aquí estamos escuchando cifras que verdaderamente son impresionantes, de cientos de mujeres que están en consulta, de cientos de mujeres que están siendo intervenidas quirúrgicamente cada mes, de muchas, muchas historias de vida que podríamos conocer, porque en cada una de las pacientes hay una historia de vida.

Hay casos en donde vienen acompañando a su mamá, y resulta que también toman los servicios de FUCAM, así hay experiencias de vida, así se vive aquí en FUCAM.

Y nosotros en el Gobierno de la Ciudad de México estamos convencidos que tenemos que participar, que tenemos que ayudar en esta tarea, de los hombres y mujeres de FUCAM.

Estábamos dándole una buena noticia al Doctor, diciéndole que aproximadamente en unos 10 días tendremos ya resuelta toda la parte jurídica del inmueble, yo creo que esa es una gran noticia Doctor, después de 17 años, como pasa en el gobierno a veces, que nos tardamos un poquito, 17 años nada más, pero se hará justicia en unos diez días más Doctor, es una buena noticia también para nosotros.

Quiere decir que este convenio que acabamos de firmar va con buena mano. Va con buena mano porque vamos a estar trabajando con mucho entusiasmo, porque “El Médico en Tu Casa” se consolida como una estrategia de salud, de prevención y por supuesto también de salud en la parte curativa, para muchas personas que necesitan esta ayuda, este apoyo.

Hoy nuestros médicos de este programa, de “Médico en Tu Casa” están por ejemplo en una brigada de 100 personas en Oaxaca, llevando ayuda, llevando alivio a las personas que lo necesitan allá, a todos nuestros hermanos, hermanas de Oaxaca.

Pero acá en la Ciudad de México es de todos los días. Las historias de vida que yo les podría contar a ustedes serían muy largas, podríamos pasar aquí todo el día refiriendo y contándolas porque solamente cuando las vives puedes creer lo que sucede en esta ciudad, en cada lugar.

Y sólo cuando tocas la puerta y te enteras que hay alguien ahí que no tiene una sola posibilidad de salir a un Centro de Salud, de salir a un hospital, ni siguiera de que alguien lo lleve o la lleve, entonces encuentras la razón de ser, la justificación que hemos venido platicando no solo en la Ciudad de México, en varios estados ya estamos en 13 estados, si no mal recuerdo de la República Mexicana, con “Médico En tu Casa” y en países que están replicando este modelo.

Es regresar al médico que va y toca tu puerta y te visita y te saluda y te conoce, y sabe cuál es esta parte importante de la medicina familiar. Hoy con este convenio, con FUCAM damos un paso muy importante porque vamos a localizar, vamos a ir a los domicilios a encontrar a las pacientes que requieren ser atendidas.

Y vamos a tener una referencia muy, muy importante que va a seguir fortaleciendo nuestros lazos. Nosotros dejaremos, pues este camino para que no se cambie de rumbo, para que el Gobierno de la Ciudad de México, independientemente de quien lo representé, siempre este en esta línea de colaboración con FUCAM porque hacemos un buen equipo.

Porque estamos demostrando que se salvan vidas y porque yo acabo de ser testigo directo de como las mujeres están reconocidas y agradecidas con FUCAM.

Ustedes que son trabajadores de aquí, de este centro, trabajadores y trabajadoras se deben de ir todos los días con una gran satisfacción a sus casas, están salvando vidas y están llevando alivio y eso da siempre mucho gusto.

Gracias doctor, gracias a usted, gracias a su familia. Lo felicito por esto que comenzó como esas historias que hay en la vida de los grandes hombres que impulsan causas que después se consolidan y que después recuerda al paso del tiempo la gente, como edificios de solidaridad muy, muy importantes; eso así comenzó, comenzó con usted tocando puertas.

Hoy, estamos en este auditorio compartiendo esta satisfacción de firmar un convenio, aquí será un sitio de conocimiento, de preparación y por supuesto, de avance en la ciencia médica. Acabamos de ser testigos también, de la inauguración del aula de Chema Pérez Gay, saludamos a su distinguida esposa, por supuesto, que hoy nos acompaña.

Y también, de esa otra aula importante en donde se van a discutir todos los casos médicos, como nos explicaba; que lleva el nombre de su distinguida esposa María Luisa Ortega Peimbert, así que, lo felicito por todo esto, felicito a todo el equipo de FUCAM.
Ya está, Médico En tu Casa-FUCAM, en un convenio de trabajo en donde vamos a echarle todas las ganas por toda la ciudad y por todos los países donde vamos a ir replicando esto, porque cada vez que vamos a un país, cada vez que vamos a una ciudad del mundo nosotros les damos a conocer de qué se trata y ahora en nuestro video donde hacemos esta promoción, estará incluido FUCAM, así que les vamos a llevar el mensaje por todo el mundo. Muchas gracias, muy buena tarde.