Entrega de dos mil 120 Créditos de Mejoramiento de Vivienda con un Importe Total de 164 millones 961 mil 290

FECHA:27 DE ENERO DE 2016
LUGAR:Explanada de la delegación Iztacalco

Muy buenas tardes, buenas tardes a todos, a todas ustedes. Muchas gracias, gracias por su entusiasmo, gracias por su confianza, aquí ya, tanto Carlos Estrada, el jefe delegacional, como el ingeniero Collins, han dicho parte de la esencia de por qué estamos acá.

Estamos apoyando a la gente que más lo necesita, estamos apoyando a quienes de otra manera, también ya aquí lo acaba de decir una de las beneficiarias, no podría acceder a un crédito, porque habrá que recordar que nosotros, en el Gobierno de la Ciudad de México, le estamos dando crédito a las mujeres jefas de familia, le estamos dando crédito a los adultos mayores, le estamos dando crédito a las personas con discapacidad; le estamos dando crédito a los jóvenes también, a los que empiezan, a los que inician, estamos dando crédito a todos los que necesitan pues, si no, entonces quién –ustedes díganme— quién lo va a hacer si no lo hacemos nosotros.

Tenemos que hacerlo nosotros, ¿no?, ¿están de acuerdo? Así es. ¿Están de acuerdo que debemos seguir con esta tarea?

Esta ciudad, y por eso decimos que es una Capital Social Por Ti, porque trabajamos por ti, trabajamos por tu familia, por tu felicidad, por tus hijos, estamos ocupados en eso. Eso es lo que debe hacer el gobierno.

Qué bueno que hoy tenemos garantía de presupuesto para seguir con esta tarea. Recuerden, pronto habrá una convocatoria, pronto vamos a llamar a la gente para crear una Constitución, va a ser la primera vez que la Ciudad de México tenga una Constitución, de ese tamaño es lo que se ha conseguido.

Apenas en dos días, los próximos dos días, digamos, el viernes está programado, publicar ya, en el Diario Oficial, que la Ciudad de México así se llamará, Ciudad de México, ya no Distrito Federal, ahora Ciudad de México.

Y nos dicen, y nos preguntan, mira. Déjenme explicarles rápido algunos de los beneficios, porque no solamente es tener un nombre ya definido.

¿Cuáles son los beneficios? Pues, resulta que es como en las fiestas, cuando llega la invitación y te preguntas: “¿Me habrán invitado a mí o no?, ¿estaré yo invitado?”. Llega la invitación a la casa y dice, pues dos boletos, quiere decir que si es una casa de ocho, pues quien sabe si los demás estén convocados o no.

Eso estaba pasando con la Ciudad de México, se hacía una convocatoria a los estados, un programa de beneficio para los estados. Y qué pasaba, quedaba fuera la Ciudad de México porque no es un estado.

Había una convocatoria para participar en la elaboración de algún plan de desarrollo del país, en donde participaban los estados, la Ciudad de México no estaba invitada.

Las reformas constitucionales, las últimas reformas constitucionales, pasaron por todos los estados para que dieran su visto bueno, por la Ciudad de México no, nosotros estábamos fuera de todo esto.

Y además, estábamos fuera de un Fondo de Capitalidad, por ser la capital. ¿Cuánto, de cuánto es ese Fondo? Este año conseguimos cuatro mil millones para la Ciudad de México, que se van invertir en ustedes, para ustedes, para su ciudad.

Y también qué pasaba, un fondo, hay un Fondo que se llama FAIS, ese Fondo está destinado a quién, a los municipios, y como en la Ciudad de México no hay municipios, pues no hay Fondo. ¿De cuánto estamos hablando? De 800 millones de pesos que la Ciudad de México no veía, que lo tuvimos que lograr a base del diálogo, a base del trabajo.

Hoy la Ciudad de México tiene ese Fondo, hoy ese dinero va directo a tu delegación, ni siquiera pasa por el gobierno central, va directo a tu delegación.

Hay una fórmula para repartir esos 800 millones, en algunos lugares alumbrado público, otros decidieron hacer vivienda, en otros decidieron la pavimentación, diferentes tareas, pero es un dinero que no tenías antes y que no hubiéramos accedido.

Ahora ya hay garantía que siempre lo vas a tener y siempre va a estar contigo, porque nos preguntan: “Y esta reforma en qué beneficia”. Ahí está tu dinero, está en el bolsillo, eso es lo que vale, es lo que se siente, lo que la ciudadanía percibe.

Pues eso es lo que nos va a permitir seguir ayudando y seguir apoyando a la gente que más lo necesita con esta tarea, y ahora vamos por la Constitución.

Esta Constitución debe estar terminada en enero, enero de 2017, enero 2017 la Ciudad de México tendrá Constitución.

¿Qué cómo nos vamos a llamar?, que si nos vamos a llamar mexiqueños, que si nos vamos a llamar chilangos, el que ustedes quieran, que lo construya la ciudadanía, ya veremos, ya estaremos haciendo las convocatorias.

Hoy lo importante es reiterar, tienen ustedes en esta entrega 165 millones que el Gobierno de la Ciudad de México pone para sus familias, ya vieron las fotografías, ya vieron el video cómo mejora, cómo cambia el entorno de vida, cómo te cambia la vida con esta inversión.

Pero, además les tengo otra noticia. ¿Ya les entregaron sus créditos? A ver, pues no los veo, ¿dónde andan los créditos? Esa, esa es la foto que queremos acá para mis amigos fotógrafos, que capten, si se tienen que subir súbanse, no importa, no mordemos acá.

Que se suban, saquen sus créditos. Ahí está, ahí está la realidad, esa es realidad, no es discurso, ahí están los apoyos para la gente, ahí están sus créditos.

Bueno, y si están los créditos también les quiero dar otra noticia, ahora platicaba yo con el ingeniero Collins y le preguntaba: “Bueno y si saliendo de aquí quieren cobrarlo, ¿ya se puede?”. Ya, ya se puede, ya está el dinero, no es nada más es el papelito. Ya está el dinero depositado, ya pueden cobrarlo, ya pueden empezar la obra, si quieren empezar mañana, mañana mismo que arranque la obra, pues.

Dos mil, dos mil 120 créditos hoy, dos mil 120 créditos, y otra vez les reitero, estamos apoyando a adultos mayores, ¿sí o no estamos apoyando a los adultos mayores con los créditos aquí?

A las personas con discapacidad también les estamos dando su crédito. ¿A las mujeres jefas de familia también?, veo muchas mujeres acá, me da mucho gusto, que aprovechen bien el dinero.

Otra cosa que quiero poner a sus órdenes, a su disposición, no se les olvide, este dinero porque hay algunos créditos acá, acabamos de ver créditos y por allá también tenemos créditos y por acá también tenemos créditos, algunos que están en el orden de los 120 mil, 80 mil, 90 mil, 50 mil, 130 mil. Ojo, acá estamos todos muy contentos, pero hay gente que quiere ver de dónde nos quita el dinero, también hay quienes quieren quedarse con ese dinero.

Ojo, hay un servicio para ustedes, que lo pusimos a su disposición y que quiero que lo utilicen. Si ustedes van a hacer un retiro de dinero muy importante, por ejemplo de 100 mil, 130 mil pesos, hablen a la Secretaría de Seguridad Pública.

¿Cuál es el servicio? El servicio es que una patrulla los acompaña al banco, espera a que salgan del banco y los lleva a su casa, no más, ya. Úsenlo, úsenlo, por favor.

Para toda la gente, miren hablamos a Seguridad Pública y ahí que los ayuden, y para todos los que veo que traen sus teléfonos que están acá grabando y que están tomando fotos bajen una aplicación que se llama “Mi Policía”, es una aplicación gratuita, yo aquí la traigo.

Esa aplicación trae precisamente esto que les acabo de platicar. Tú le oprimes ahí, aquí está “Mi Policía” y miren uno de los espacios de aquí dice: “acompañamiento a cuentahabientes”.

Le oprimes ahí, vas a entrar al banco. A ver voy a entrar al banco, voy a hacer un retiro, la patrulla llega, te acompaña y te vas tranquilo a tu casa y yo me quedo más tranquilo que ustedes estén cuidados.

Es su policía, no es mi policía, es la policía de ustedes, son sus patrullas, úsenlas, úsenlas y vamos a estar más seguros.

Bueno, ahora otro dato que les quiero dar para los nuevos beneficiarios y beneficiarias. En el INVI también tenemos arquitectos y aquí estábamos platicando con una de las beneficiarias y nos decía: “La verdad me hicieron un proyecto muy bonito, muy bueno, me gustó”, ¿por qué?

Porque tenemos en el comité del INVI al que fue el presidente del Colegio de Arquitectos, están a su disposición, úsenlos, son gratuitos, ¿no, Raymundo? Los proyectos son gratis y si tienen una obra, si van a hacer algo, úsenlos, no, no te puede cobrar, pues que no te cobren, dime quién te cobró, no será del INVI, pero ahí está.

El particular ese sí cobra, pero acá no te deben de cobrar, ahí te lo va a decir el director. Entonces, para ustedes también y ahora, no me quiero despedir, bueno, no me quisiera despedir, primero hacer un anuncio.

Necesito de la ayuda de ustedes, necesito que me apoyen en este fin de semana, ¿me pueden apoyar?, ¿me puede ayudar? Bueno, necesitamos de ustedes, miren, el agua a la Ciudad de México llega o por los pozos o por el Sistema Cutzamala, el Sistema Cutzamala es una administración que se hace por un órgano de Gobierno Federal.

Este Sistema de Cutzamala está constantemente en reparación y en mantenimiento, significa casi el 35 por ciento del agua que llega a la ciudad, quizá un poco más. Le van a hacer un mantenimiento mayor –yo diría muy mayor— este próximo fin de semana. ¿Qué quiere decir?, quiere decir que van a cerrar la llave del agua que llega a la ciudad.

Nosotros vamos a estar ya preparados, ya tenemos un operativo especial para hacer la cobertura, para llevar pipas a las colonias, para llevar agua a las cisternas, para que ustedes tengan agua, pero ustedes me ayudan si no desperdiciamos agua, por favor.

Que tengamos un consumo moderado, ¿cuándo va a volver a abrirse la llave?, esta llave se va a cerrar el viernes, quiere decir que el sábado, el domingo va a estar complicado, no va a haber el agua que comúnmente hay, son 13 delegaciones las que se van a ver afectadas, yo quisiera que no se hiciera, pero es indispensable porque si no después no va a llegar agua a la ciudad.

Se tiene que hacer, es como cuando un coche ya no funciona, sino lo reparas, pues no va a volver a caminar. Se tiene que hacer y es indispensable que la gente participe, que esté enterada, que está el teléfono de LOCATEL, que si algo necesitan, Ahora te atendemos con mucho gusto, con muchísimo gusto. Y necesito de la participación de ustedes, por favor.

Quería hacer este aviso. Cuándo volvemos a tener agua, el lunes se vuelven a abrir las llaves, el lunes empieza a entrar el agua a la ciudad, pero obviamente hay que llenar tanques y ya lleno los tanques, empieza a funcionar normal.

No vamos a dejar de tener operativo de pipas para ustedes, vamos a estar muy atentos para servirles.

Y ahora, antes de irme, quisiera yo platicar una de las historias de vida de esta ciudad, de las realidades de esta ciudad. Miren, nos hemos dado a una tarea que yo no sé si ustedes están enterados, pero como dicen por ahí, si no saben yo les platico, que queremos rescatar los campamentos que se hicieron en la Ciudad de México.

Cuando fue el terremoto de ‘85, mucha gente quedó viviendo en un campamento, algunos en la calle, en las banquetas, ahí se hicieron los campamentos.

Que en el 85 les dijeron que iban a ser provisionales, hace 30 años, hace 30 años, ahorita estamos quitando seis de esos campamentos, seis, con el dinero del Gobierno de la Ciudad de México, con sus recursos, con los recursos de ustedes vamos a ayudar a mucha gente a que tenga una vida digna, porque dónde vivían, vivían ahí en las banquetas.

Treinta años, ahí crecieron, muchos ahí nacieron y nosotros pues, volteábamos y veíamos algunas viviendas: “Pues qué bueno, ha de estar muy contenta la gente ahí”, pues no, son historias dramáticas durante 30 años. Ahora ya les vamos a entregar su vivienda.

Una de estas historias es la historia de don Martín. Don Martín de repente se encontró en una situación muy difícil, hay una historia que atravesó por hechos delictivos, hay una historia que atravesó por problemas de salud, de alcoholismo, de recuperación, pero también hay una historia de superación, porque Martín y su hija pues siguieron luchando en esta ciudad.

En esta ciudad dónde, esta historia es para que el staff de Comunicación Social tome nota, porque en una calle de la ciudad, en una banqueta de la ciudad, donde había una capilla, ustedes las han visto que de repente se pone una capilla, se pone una virgen, ¿no? Y bueno, la gente ahí acostumbra pues, pasar quizá a persignarse y seguir su camino.

Él se metió a una de estas capillas a vivir y ahí vivió durante mucho tiempo, vivió durante mucho tiempo, pero vivió con su hija también.

Ahora su hija tiene 17 años, yo aquí tengo las fotografías, está en la banqueta, es una capilla que está en la banqueta que se volvió vivienda.

Le vamos a dar también una vivienda digna a esta historia de vida, don Martín, le vamos a ayudar a él y a su hija, porque su hija hoy está estudiando para ser una mejor mujer, está estudiando en el Conalep, es una historia de superación, es una historia que con el apoyo de ustedes y con el apoyo del Gobierno de la Ciudad se va a transformar, va a ser otra vida; él está aquí con nosotros, no lo voy a obligar a que se presente, pero está acá con nosotros, nos está acompañando y lo vamos a apoyar.

Bueno acá esta, aquí está, lo vamos a ayudar. Te vamos a dar tu vivienda para que también cambie esta historia, acá vivía él en esta vivienda que se ve sobre banqueta, sobre una de las banquetas de la Ciudad de México. Vamos a luchar porque la ciudad pueda ir cambiando estas historias y no sea insensible; 30 años a la gente que está viviendo así.

Gracias a ustedes, gracias por su apoyo. Utilicen su crédito de la mejor manera, ya está listo. Apóyense en Seguridad Pública y en los arquitectos del INVI. Que les vaya muy bien, muchas gracias. Gracias al jefe delegacional por toda su anfitrionía. Gracias a Iztacalco. Nos vemos pronto, que la pasen bien.