“Presentación de la Alianza por una Niñez sin Violencia”

Miguel-ManceraFecha:02 AGOSTO DE 2017
Lugar:Patio Octavio Paz de la Biblioteca México.
Muchas gracias, muy buen día, buenas tardes ya a todas y todos ustedes. Quiero agradecer la convocatoria del señor secretario de Gobernación, el licenciado Miguel Ángel Osorio Chong; saludar la presencia de la directora de la alianza global, representante de Naciones Unidas, de Susan Bissell; saludar al señor gobernador, al representante de los organismos y de los gobiernos municipales.

A todos y cada uno de los hombres y mujeres comprometidos, de organismos autónomos, de representantes de la sociedad civil, de las universidades, de los empresarios, a los dueños de medios de comunicación que hoy nos acompañan y a los amigos y amigas de los medios de comunicación.

A los niños y a las niñas que dan un marco excepcional para lo que hoy estamos platicando aquí.

Es difícil agregar algo más después de todo lo que aquí ya se ha dicho, pero simplemente en un ejercicio de reflexión diría yo, la convocatoria que hoy nos tiene aquí es para reiterar un compromiso de México en esta conformación de un sistema interinstitucional de protección integral o de lucha contra la violencia hacia las niñas y hacia los niños.

Estamos comprometidos todos los gobiernos de todos los estados, en mi carácter de presidente de la CONAGO, les puedo decir que, precisamente, todos los gobiernos de todas las entidades han reiterado este compromiso, este compromiso para luchar contra la violencia que se genera en contra de los niños y de las niñas.

Es muy importante que sigamos buscando estas tareas armónicas, hoy escuchamos la forma de verlo de los empresarios, la forma de enfrentarlo con los municipios, las tareas institucionales, las tareas de derechos humanos. Yo creo que todavía hay muchas cosas por hacer sin duda, no es que vayamos mal, pero es que nos falta todavía.

Habrá que saber también si identificamos esas formas de violencia en el día a día y si nos importan, porque bastaría con salir aquí a la calle para encontrarnos a varios niños y niñas que están trabajando y que debieran estar viviendo una niñez diferente.
¿Cómo podemos nosotros cambiar esto en un México tan lleno de desigualdades? No de hoy, de hace muchos años ¿cómo podemos contribuir? Yo creo que tomando conciencia.

Quizá cuando vayamos en el vehículo y veamos a los niños podríamos pensar: “¿Y cómo puedo yo contribuir para que esto no suceda?”. Todavía no tenemos los protocolos, las autoridades no nos hemos puesto de acuerdo cómo podemos rescatar a esos niños que están hoy en la calle trabajando.

Porque si haces una intervención autoritaria, puede convertirse en una violación a derechos humanos. Si no la realizas acompañada, puede ser que estés vulnerando incluso los derechos de los padres de los niños.

¿Cómo poder armonizar estas tareas? Todavía tenemos que responder a esas y a otras preguntas.

Hoy precisamente en la Ciudad de México se ha lanzado la campaña de lactancia materna. Esa era otra forma de violencia o es otra forma de violencia, cuando nosotros no contribuimos o cuando impedimos que se lleve a cabo la lactancia materna.

Desde, fíjense desde cuándo, estamos hablando de cero años; desde ahí comienzan las tareas. Cuando no contribuimos a las licencias materno-infantil para que las mamás libremente puedan amamantar a sus niños y a sus niñas, cuando no hemos generalizado tampoco la licencia paterna para que se puedan también los padres incorporar a las tareas de cuidado de sus hijos.

Hay muchas tareas que parecieran muy sencillas o hasta triviales, pero que contribuyen a esto de lo que estamos hablando.

No solo es la violencia familiar, o el maltrato o los homicidios, es empezar desde los detalles y yo no puedo desaprovechar la presencia de la representante de Naciones Unidas para solicitarle también que nos uniéramos en un llamado y en un llamado enérgico, a fin de que no se vulneren los derechos de los niños y de las niñas migrantes de México que están siendo separados de sus padres y que mayor violencia puede haber hacia un niño, una niña que separarlo de su padre o de su madre, obligando a un retorno que no tiene ningún sentido.

Yo creo que ahí tenemos que hacer un pronunciamiento fuerte para defender a nuestros niños y nuestras niñas de esa forma de violencia en la migración.

Sin duda, las tareas de compromiso las estamos enfrentando, hoy simplemente la CONAGO les quisiera decir: tenemos la puesta en marcha de los mecanismos estatales para poner fin a la violencia, tenemos también un proceso de instalación de los sistemas municipales a propósito de lo que hoy se comentaba, la obligación de publicar en los periódicos y aquí nuestros amigos y amigas de los medios de comunicación nos han ayudado muchísimo y nos pueden ayudar más con campañas de difusión, que todos sepamos de lo que estamos hablando.

Cuánta gente en la ciudad sabe que estamos formando los SIPINNA, quizá, solamente las autoridades que estamos involucrados, estamos creando procuradurías de defensa de los niños y de las niñas, estamos elaborando un plan estatal para implementación de temas normativos; estamos eliminando la posibilidad del matrimonio entre niños y niñas, desapareciéndolo de los marcos legales -que pareciera mentira pero todavía existen o existían–.

Estamos pues trabajando de la mano de lo que se planeta desde el Gobierno Federal en coordinación, porque esta es otra de las tareas que requiere coordinación, en donde requerimos trabajar todos juntos para poder avanzar.

Pero, reitero en esa reflexión inicial ¿Dónde podemos contribuir? Hablaríamos por ejemplo: de los niños y niñas con discapacidad, ahí me parece que con los empresarios podemos hacer una gran alianza, con que se contratara a uno de los jóvenes con discapacidad, estaríamos logrando un impulso sustancial en esta avanzada, estaríamos buscando la protección integral de un desarrollo sustancial de integración de todo el país.

Así que, desde mi carácter de presidente de la CONAGO, les reitero, todos los gobernadores y la gobernadora, estamos comprometidos con este planteamiento nacional de lucha contra la violencia hacia las niñas y hacia los niños; y desde la Ciudad de México, por supuesto también en mi carácter de jefe de gobierno, estamos dando seguimiento puntual a todas y cada una de las acciones.

Por cierto, quiero comentar que aquí en la Ciudad de México hemos establecido ya la Unidad Técnica de Prevención Social de las Violencias, que es un trabajo con la sociedad civil en donde queremos ir a la raíz de la violencia, a fin de trabajar, precisamente desde ahí, para poder generar mejores panoramas y mejores escenarios hacia el futuro.

Así que, reiteramos el compromiso señor secretario de Gobernación, de trabajar de la mano con todos los gobiernos, le puedo decir que hay un concierto total en la CONAGO para realizar estas tareas y por supuesto, también hacemos un llamado a la reflexión. Veamos cómo podemos contribuir, cómo con la Comisión Nacional de Derechos Humanos podemos abonar a estas tareas que tenemos los gobiernos de dar seguridad y un entorno libre de violencia a los niños y a las niñas.

Finalmente comentarles, estamos adicionando a nuestras tareas el uso de las tecnologías; aquí en la Ciudad de México estamos usando ahora nuestras cámaras, las cámaras de videovigilancia para identificar a esos niños o esas niñas que pudieran estar realizando trabajos en la calle y que pudiera implicar algún riesgo o alguna conducta que pudiera resultar incluso hasta delictiva, como han sido las bandas de trata de niños en explotación laboral que han sido detectadas y desarticuladas.

Entonces, yo creo que en esta suma de esfuerzos todo abona y todos estamos obligados y obligadas a participar. Muchas gracias y muy buenas tardes.