Primer Simposium Inmobiliario CANACO 2017

primerFecha:23 FEBRERO DE 2017

Lugar:Salón Xaman-EK de Expo Reforma.

Muy buen día a todas y todos ustedes. Le agradezco la invitación al presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de la Ciudad de México, al exdiputado —bueno ya concluyó la labor, pero fue uno de los diputados Constituyentes de la primera Constitución de la Ciudad de México— a Humberto Lozano Avilés; por lo que aprovecho para felicitarte por esa labor Humberto, la verdad es que fue un gran tarea la que realizaste y la que realizó todo el grupo de Constituyentes en esto que es la primera Constitución de la Ciudad de México.

 

Todavía no se ha alcanzado a dimensionar este trabajo porque no hay suficiente difusión. Esto se va a seguir platicando durante muchos años. Fueron pues 195 años, cuando menos, en la última parte política, que se intentó dotar de autonomía  a la Ciudad de México y hubo que llegar hasta 2017 para ver la luz a la primera Constitución de la Ciudad de México.

 

Yo los invito, las invito para que la lean, para que se den cuenta de todos y cada uno de los derechos que están ahí garantizados para los habitantes de la Ciudad de México, para quienes conviven en la Ciudad de México —entre ellos lo que hacía referencia ya Humberto— de este instituto, de esta nueva forma de planear la ciudad; de evitar que suceda lo que sucedió —y que ustedes conocen muy bien— que es el hecho de que la gente se fue a vivir fuera de la Ciudad de México y que hoy tenemos cerca de 5-6 millones de personas que están en traslados permanentes, algunos alcanzando hasta más de tres horas de trayecto, de lugares muy distantes fuera de la Ciudad de México teniendo su centro de trabajo aquí en la Ciudad. Estamos buscando que se revierta eso.  Estamos buscando evitar que haya tantos vehículos a través de conseguir que la gente viva mucho más cerca de donde trabaja.

 

Quiero también  saludar a la presidenta de la Comisión de Vivienda de la Asamblea Legislativa; al presidente de COPARMEX en la Ciudad de México; a los representantes, presidentes, directores de diferentes empresas inmobiliarias, de la unión de las mismas, de asociación de profesionales inmobiliarios; a académicos, a todos los expertos que estarán trabajando en este simposium y a mis compañeros de Gabinete, de Gabinete ampliado, también los saludo.

 

Hoy la Ciudad de México está con un reto muy importante en materia inmobiliaria que es este rediseño, este replanteamiento. Ya no permitir, la Ciudad de México ya no puede permitir que haya más invasiones, que se desarrolle de manera, diría yo, irresponsable, estaba buscando yo otra palabra, pero la verdad es que fue de manera irresponsable hacia zonas donde no debiera estar hoy, desarrollada la Ciudad de México cuando menos no debiera haber desarrollos inmobiliarios.

 

¿Por qué?, porque hay situaciones geológicas, hay situaciones de riesgo para todas las familias que hoy están habitando ahí,  entonces la ciudad debe estar en un esquema de planeación, encontrar cuáles son sus fortalezas y para eso necesitamos conocer exactamente el potencial que tiene nuestra Ciudad de México, reinventarla, replantear, rediseñar y reutilizar también las zonas que están despobladas, de nada nos sirve tener zonas con usos exclusivos, que nadie quiere utilizar y que se crean zonas fantasma en la Ciudad de México en donde no vive nadie, donde nadie quiere trabajar y donde simple y sencillamente se va creando un lunar o un espacio desértico de convivencia o de poca convivencia.

 

Me parece entonces que hay que volver a redefinir y hay que planear, por eso estamos hablando de planeación, los esquemas inmobiliarios, van a permitir que encontremos nuevas líneas de modernidad, con el gobierno Federal acabamos de lograr que los trabajadores, en una tarea conjunta con la secretaria Rosario Robles,  los trabajadores de la Ciudad de México tengan un mayor acceso a los créditos de INFONAVIT eran verdaderamente nugatorios, ahí estaban los créditos pero nadie los podía utilizar, primero por normatividad de la ciudad y segundo porque no alcanzaba para nada, porque si tú le das un crédito de 800 mil pesos a alguien en la Ciudad de México pues no puede comprar nada.

 

Hoy ya se ha ampliado a un millón y medio, este parámetro y además se permite que se haga un trabajo conjunto con la pareja, con el esposo, con la esposa,  lo que si va a la realidad en la Ciudad de México con el costo de vivienda que tenemos en esta ciudad. ¿Qué nos va a permitir? que mucha gente que se fue a vivir a 2 o 3 horas de distancia pueda regresar  a la ciudad, evitemos esos traslados, esa necesaria movilidad que hoy estamos padeciendo todos con el tránsito de la Ciudad de México y podamos encontrar mejores esquemas de convivencia.

 

Esto va aunado a comentarles que ayer presentamos el Informe Económico de la Ciudad de México, y este Informe o Reporte Económico de la Ciudad de México, tiene buenas noticias, buenas noticias porque está marcando un crecimiento de 4 por ciento en la Ciudad de México cuando el promedio nacional fue de 2 por ciento,  porque está marcando que hay dos motores fundamentales en la Ciudad de México, uno de los cuales es el comercio aquí donde nos encontramos, y otro es, la construcción, la industria de la construcción que precisamente tiene este impacto o este toque con ustedes, con las tareas que se desarrollan en el sector inmobiliario.

 

Reportamos un 32 por ciento de aporte al crecimiento del país solo en la Ciudad de México, ha sido la entidad que más aportó a ese desarrollo o a ese crecimiento, y también hablamos algo de deuda, porque ahora les ha dado por estar diciendo que la ciudad, tiene un subejercicio y que tiene no sé qué tanto, los subejercicios que tiene la Ciudad de México no son por otra cosa sino porque el dinero nos lo entregan tarde, que se escuche bien, cuando el gobierno Federal te entrega el dinero en noviembre, difícilmente lo puedes ejercer, porque te queda mes, mes y medio.

 

Entonces, si en Hacienda se ponen las pilas y nos entregan el dinero ya, estamos hablando de marzo, es la hora que no están entregando nada del dinero de este año,  entonces si ellos entregan el dinero a tiempo, no solo la Ciudad de México, las entidades federativas, van a poder hacer mejor el trabajo para los ciudadanos, porque pareciera que están buscando es un subejercicio cantado ¿no?,  es como si le dijeras a alguien: fíjate que te voy a entregar estos diez millones para que te los gastes aquí ahorita en lo que estamos en la inauguración del simposium, pues a ver quién se los gasta, bueno a lo mejor alguien pues le crea, ¿no?, con esto de los teléfonos alguien le invierte de repente y ya se los gastó, pero con las reglas, cuando le adicionas reglas entonces se va poniendo difícil, porque ahí diríamos no puedes usar tu teléfono,  tienes nada más que estar platicando con tu compañero de al lado y se acabó. Es algo así lo que está pasando.

 

Nos entregan el dinero: “gástatelo en noviembre”, “sí, sí, sí, pero tienes que hacer una licitación de 45 días y después ya te lo puedes gastar”, “pero fíjate que hasta que no me mandes todos los formatos no te lo puedes gastar” ¿Entonces qué tienes que hacer? Regresarles el dinero.

 

En el caso de la Ciudad de México la verdad es que nosotros no tenemos subejercicio, tenemos  contratación diferida y tenemos planes a mediano y largo plazo, que es diferente. Pero hay  muchos estados hoy en la República Mexicana que están padeciendo —y no les quiero decir, los municipios peor todavía— porque cuando les ponen estas reglas verdaderamente se les complica.

 

Entonces yo le diría a la Secretaría de Hacienda: entréguenos el dinero a tiempo para que nosotros no tengamos subejercicios y podamos estar mejor en todo el país.

 

Otra cosa que les quería platicar. Platicamos ayer y comentamos acerca de la deuda de la Ciudad de México; para que no haya malos entendidos, hoy la deuda de la Ciudad de México está en 76 mil millones de pesos, 76 mil 400 millones de pesos.

 

Del año 2000 al año 2016, la deuda de la Ciudad de México ha crecido un 40 por ciento, ese es su crecimiento real en 16 años, contra la deuda en promedio nacional que es 230 por ciento de crecimiento. Entonces, quiere decir que año con año los gobiernos —desde el año 2000— hemos venido realizando un ejercicio de deuda —en esta ciudad—aproximadamente de cinco mil millones, cuatro mil 500 millones, cinco mil millones.

 

¿Qué representa esto para la Ciudad de México respecto de su PIB? Representa el dos por ciento —2.1 por ciento—, o sea, tenemos una deuda que si hoy quisiéramos pagarla en su totalidad la pagaríamos con menos del 30 por ciento de los ingresos que tiene la Ciudad de México.

 

Entonces, lo que sería ilógico es que no tuviéramos deuda porque estaríamos haciendo un ejercicio irresponsable, la Ciudad de México contrata deuda, pero que está  avalada y apalancada por la Secretaría de Hacienda. No es ninguna deuda caprichosa, ni la aprueba la Asamblea Legislativa; tiene que estar avalada con el visto bueno de la Secretaría de Hacienda.

 

Hoy la deuda de la Ciudad de México es una deuda “AAA” con todas las calificadoras, “AAA estable”; entonces, eso es lo que a mí me interesa que todos ustedes sepan: ¿cómo está la deuda de su ciudad? ¿cómo es que se están haciendo los manejos?

 

¿Vamos a tener nuevos proyectos? Sí, proyectos que van a requerir una gran inversión, porque ese es otro detalle: la Ciudad de México, toda su deuda la invierte en infraestructura. Nunca hemos contratado deuda para pasivos o para gasto corriente; toda la deuda que tiene la Ciudad de México es para infraestructura, para inversión de la ciudad, que es un dato absolutamente relevante.

 

Entonces,  una deuda sana, una deuda transparente y los proyectos que vienen, por ejemplo, ustedes deben estar enterados, que me parece que va a  ser el más grande legado de esta administración. Uno, puede ser la Constitución, sin duda, porque políticamente la Constitución significa mucho.

 

Pero en materia del día a día de la Ciudad de México: el manejo de la basura. Cuando empezamos esta administración, la Ciudad de México hacía una disposición de basura diaria, 12 mil toneladas a tiraderos a cielo abierto, en el Estado de México, en el Bordo —antes de que se cerrara—, etcétera; 12 mil toneladas diarias, imagínense lo que significa eso.

 

Hoy, ya este cuarto año de Gobierno, estamos nosotros haciendo un manejo de seis mil de esas 12 mil toneladas. Hoy tenemos plantas de compactación, las más grandes de América Latina, a la mejor no las conocen, por ahí tenemos un video en Facebook, si lo buscan una de las plantas más grandes de América Latina está aquí en su ciudad, en la Ciudad de México.

 

De estas tenemos tres, otras que son de un tamaño un poco menor, pero hoy estamos haciendo seis mil toneladas  ya de gestión, compactación, composta, etcétera. Las otras seis mil toneladas las vamos a trabajar en un proyecto de termovalorización, que va a ser una inversión grandísima de la Ciudad de México, pero que nos les va a costar a ustedes porque es con lo mismo que pagamos hoy la electricidad.

 

Eso que pagamos hoy de electricidad, por ejemplo, el Metro pagamos cerca de mil 500 millones al año de corriente eléctrica, solo la Ciudad de México lo paga y conste que estamos haciendo viajes a la zona metropolitana. Eso se va a pagar pero vas a tener una inversión grandísima porque vas a gestionar otras seis mil toneladas de basura. Entonces, financieramente me parece que las condiciones están dadas para que se invierta mucho en el tema inmobiliario. Tenemos que buscar innovación. Nosotros estamos modernizando el Registro Público de la Propiedad. Aquí la Directora seguramente hoy les va a platicar.

 

Hoy tú puedes hacer operaciones; y los notarios no nos dejarán mentir, porque fue un compromiso con ellos, con los notarios y notarias de esta ciudad. Ya están haciendo registros desde su oficina, ya están haciendo trámites con telemetría. Cuando nosotros quisimos dar este paso,  hubo un estado X de la Ciudad de México, que nos dijo, nosotros les ayudamos porque nosotros ya lo estamos haciendo; y entonces quisimos tomar su tecnología ¿qué fue lo que pasó? No se pudo, ¿por qué?, porque en ese estado realizan 200 registros al mes, y la Ciudad de México hace 2 mil 500 diarios.

 

Entonces, cuando ves lo que necesitas acá, lo que se logró en el Registro Público, verdaderamente fue algo muy complejo, pero hoy ya lo tenemos. Entonces Registro Público más fuerte. Estamos buscando con ADI y con algunas otras asociaciones, unificar trámites que requieren las inmobiliarias, buscando las nuevas expectativas.

 

Sé que aquí van a hablar de fibras y hay un buen momento para invertir. Yo estoy pensando que podemos lanzar una tarea y una iniciativa con lo que se trabajó con Dunia en la Asamblea Legislativa, esta nueva Ley de Vivienda, estas nuevas reglas, con lo que se está trabajando con INFONAVIT. Yo creo que podemos lanzarnos por unas 20 mil  viviendas o más en el esquema de interés medio o interés social; y eso va a ser algo muy fuerte para la industria inmobiliaria y para todos y cada uno de ustedes.

 

Y ya finalmente déjenme comentarles, porque yo sé que hay muchos interesados. Acabamos de tener una reunión con la NFL. Ahorita le voy a dejar a los medios de comunicación, por cierto este reporte. Ya saben ustedes que vamos a tener NFL este 2017; y seguramente ya saben que vamos a tener a los Patriotas, van a jugar acá, van a jugar contra los Raiders los. Pero la parte importante de esto y por qué les comento, es porque el Reporte Económico que tenemos aquí, que es el NFL Mexico City EconomicImpact, son datos verdaderamente relevantes para la Ciudad de México. Más de un millón de dólares, nada más en el impacto económico de ese juego; pero la experiencia vivida por los visitantes y los comentarios que tenemos aquí de expertos, nos animan para que se invierta en la Ciudad de México, para que los inmobiliarios inviertan aquí en su ciudad, para que sigamos generando empleos en la Ciudad. Es lo que requiere hoy México.

 

Y vean ustedes cómo si hay norteamericanos que quieren seguir viniendo, y que nos dicen: “Oye, se me hace que queremos hacer el juego en domingo, estamos en la disyuntiva; porque no vamos a dejar a la Ciudad de México; nosotros estamos felices con México; queremos seguir trabajando con los mexicanos que son un gran pueblo”. Y eso es cierto. Tenemos que sacar el orgullo, sacar el coraje, generar empleos aquí, generar riqueza aquí. La Ciudad de México los va a apoyar. Vamos a ver cómo podemos encontrar mejores caminos y más beneficios para la industria inmobiliaria.

 

Qué tengan mucho éxito en este simposium. Todo lo que encuentren de innovación, platíquenos. Veamos cuáles son los caminos más cortos para llegar a los objetivos más pronto. Y hagámoslo todos de la mano para beneficio de nuestra gente, de la gente de México, para seguir demostrando que somos un país grande como siempre ha sido México, que sigue siempre adelante; y vamos a seguir adelante todos unidos. Muchas gracias por la invitación, les agradezco mucho. Qué tengan un buen día. Nos vemos pronto.

 

Ahora, si ustedes me permiten, vamos a hacer la declaratoria de inauguración de este simposium. Por lo que siendo las 9 horas con 55 minutos, del día 23 de febrero de 2017, declaro formalmente inaugurado este Primer Simposium Inmobiliario CANACO 2017. Enhorabuena. Estoy seguro que se encontrarán nuevas formas de hacer del negocio inmobiliario una mejor proyección para la Ciudad de México, para el país y para seguir demostrando que aquí podemos generar riqueza, y que los mexicanos y mexicanas somos capaces de eso y mucho más. Gracias. Muy buen día. Que la pasen muy bien.