Reforestación CDMX

Miguel Ángel Mancera EspinosaFecha: 26 DE MAYO DE 2016

Lugar:Patio Oriente del Antiguo Palacio de Ayuntamiento

Muy buen día, buen día a todas, a todos ustedes. Quiero saludar y agradecer todo el esfuerzo de todas y cada una de las empresas que están aquí representadas.

El llamado que hizo la Ciudad de México, la verdad fue atendido de manera pronta; este fue un llamado a la participación por nuestra ciudad. No es un llamado, simplemente, de una acción aislada, sino de algo indispensable para la Ciudad de México.

Nosotros estamos convencidos que la participación de la Iniciativa Privada en muchas de las acciones de gobierno, suman y agregan un gran valor a cada una de estas políticas públicas.

Ya habíamos anunciado y habíamos comentado con ustedes, con nuestros amigos y amigas de los medios de comunicación, que el Gobierno de la Ciudad de México tenía una partida destinada ya perfectamente soportada, desde el punto de vista financiero, de 50 millones de pesos para un plan de reforestación.

Hablamos en ese momento de más de tres mil 500 árboles y de todo un equipamiento para poder realizar esta tarea de manera continua, tal cual lo hemos visto en el video, con características muy importantes que vale la pena destacar.

Estamos hablando de árboles que tienen entre seis y ocho metros de altura, algunos de los que vemos por acá.

Estamos hablando de especies endémicas, propias para la Ciudad de México, digamos de un arbolado urbano, que no va a dañar las banquetas, que no va a perece, que no va a perecer, que no va a ser una plaga posteriormente, como se vino haciendo en otros tiempos.

Esto es perfectamente analizado y perfectamente estudiado, de cuáles sí son los árboles que se pueden colocar en la Ciudad de México y que ayudan a la Ciudad de México.

Además de esto, anunciamos en su momento una nueva norma en donde la restitución por árboles derribados en la Ciudad de México aumentó considerablemente en la contraprestación económica.

Una contraprestación económica que no tiene precedente en el cuidado en el cuidado precisamente del arbolado.

Hablamos de una restitución de hasta 260 mil pesos dependiendo de los árboles que se traten y de una supervisión mucho más estricta.

Además, los árboles que se tienen que reingresar al suelo urbano, ya no se permitiría que fueran de dos metros o dos metros y medio, sino mínimo, para esas restituciones, mínimo de cuatro metros de altura, el doble de la norma anterior.

260516 FOTO MIGUEL ÁNGEL MANCERA-REFORESTACIÓN CDMX 2Estas fueron algunas de las acciones que anunciamos en su momento, además le dijimos a la ciudadanía que estaríamos georeferenciando cada uno de los árboles en toda la ciudad para que pueda conocer dónde están los árboles y, por supuesto, cuál es el trabajo que se va realizando.

Hoy, después de aquel anuncio, les puedo decir que llevábamos en este momento más de 400 árboles ya plantados de estas características que les acabo de comentar.

Y bueno, en esta tarea y con todas las contingencias ambientales, que dicho sea de paso, quiero aprovechar la presencia de todas las empresas y todos los empresarios que nos acompañan el día de hoy para reiterarles: la Ciudad de México no es la ciudad más contaminada de México.

Estamos en el lugar siete, lugar ocho a nivel nacional. Estamos por ahí del lugar 400 y algo a nivel mundial, lo cual quiere decir que la ciudad ha estado trabajando.

La ciudad está hoy mejor que hace 10 años, la ciudad va a seguir estando mejor.

¿Qué fue lo qué sucedió? Que ahora nos exigen más. ¿Qué fue lo que pasó? Que un buen día en el Diario Oficial apareció publicada una norma por la COFEPRIS, y en lugar de tener 180 para precontingencias bajó a 150 —30 puntos de un día para otro, sin medidas previas—.

Pues es como si nosotros en una empresa dijéramos “la empresa es viable si tiene ganancias de un 10 por ciento” y después dijéramos “solamente que tengan el 50 por ciento va a ser viable si no, no”. Así paso con la ciudad. Claro que se aprovecho para otro tipo de campañas negativas.

Qué bueno que haya grupos empresariales como los que están aquí, las fundaciones que nos acompañan, que se preocupan por la ciudad, porque la respuesta de la ciudad va a ser no de: “pues qué pena que ya nos impusieron esta norma y no podemos hacer nada”, por el contrario, vamos a dejar una ciudad que va a estar mejor desde el punto de vista ambiental.

Vamos a encabezar esta tarea de cuidado al medio ambiente y vamos por supuesto, a sacar a la ciudad de México. Esta nueva norma que nos han planteado —que ya para rematar se retiró la precontingencia—. Todos ustedes recordarán que antes la ciudad se iba a precontingencia; entonces, se prendía un foco amarillo y todos estábamos alertas de qué sucedía, eso se acabo. Ahora directo nos mandan a la Fase 1. Y digo directo nos mandan porque no es una disposición que plantea la Ciudad de México.

260516 FOTO MIGUEL ÁNGEL MANCERA-REFORESTACIÓN CDMX 3Sin embargo, por tratarse de salud pública, no podemos escatimar el esfuerzo. No podemos regatear en el planteamiento de estas disposiciones. La ciudad tiene que responder.

Hoy, con esta suma de Banamex, de Cinepolis, de Bimbo, de CIBanco, de ADI, de HSBC, de Femsa, de Grupo Salinas, de Banorte, de NRM Comunicaciones, de CANACO, de las fundaciones Televisa, de Fundación Carlos Slim, de todos y cada una de los diferentes empresarios que se han unido; estamos anunciándole a la Ciudad de México, un esfuerzo, solamente de la ciudadanía de otros mil árboles, mil árboles que ustedes, cada uno de ustedes sabrá perfectamente donde está; que tendrá un destino de gran utilidad para la Ciudad de México, que nos permitirá continuar con esta estrategia de reforestación y con esta tarea.

Yo lo decía ayer, el trabajo contra la contaminación ambiental no es la tarea de una ciudad —ojo, porque esto se está perdiendo— es un tema nacional.

La lucha contra el cambio climático y la lucha contra la contaminación hoy debe estar en la agenda nacional.

Y nos deberíamos de estar preguntando ¿y qué se está haciendo en las demás ciudades del país? y ¿qué se está haciendo en las ciudades circunvecinas? y ¿qué estamos haciendo desde el punto de vista presupuestal?

¿Por qué no tenemos claridad todavía con los fondos verdes? ¿Por qué no tenemos una estrategia compartida? ¿Por qué las restricciones vehiculares solamente están aquí, cuando hay ciudades que tienen el triple de puntos de PM10 que la Ciudad de México y no se hace nada, qué la gente no se estará enfermando allá? O ¿qué pasará? Yo creo que sí, yo creo deberemos trabajar de manera conjunta.

Yo ayer hice un llamado al Presidente de la República, que reitero, para que en estas tareas que tenemos pendientes se integre la Secretaría de Salud, se integre la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, se integre la Secretaría de Economía –que también tiene varias normas y que tiene que ver con la industria automotriz—, que se integre todos los que tiene que sumar. Que se integre la SEDATU. Este es un tema nacional.

La Ciudad de México está haciendo su tarea y va a seguir haciendo su tarea. Y van a ver ustedes cómo, pasado el tiempo, con las medidas que estamos tomando, con las acciones de cambio de parque vehicular que ojo, no son de esta administración, pero las tenemos que sacar adelante, lo vamos a hacer, porque las medidas que estamos tomando son estrictas, pero solamente así se puede.

Hoy pues, vamos a esta tarea de reforestar, pero se tienen que reforestar los bosques también, ¿o que ahí que no hay árboles? Ahí hay una tarea federal.

Yo quisiera saber cuánto vamos a reforestar en toda esta franja entre Morelos y la Ciudad de México, que cada vez la vemos más ausente de arboles y cada vez la veo más poblada.

La Ciudad de México no va a permitir asentamientos irregulares, no en nuestra administración. La devastación que hicieron del Ajusco fue en otros tiempos, en esta no lo vamos a permitir.

Entonces, me parece que este va a ser un trabajo integral. Hoy con los empresarios, ellos sabrán exactamente donde están estos árboles en la ciudadanía y así vamos a seguir haciendo el llamado.

Estoy seguro que esto lo podemos hacer cada año, estoy seguro que podemos llevar esta suma de esfuerzos de manera permanente y habrá otras empresas que se van a seguir sumando en el momento que se vea que esto es una realidad. Vamos a tener más pulmones en la Ciudad de México.

Yo me comprometí en el Informe de Gobierno a hacer de la mexicana un pulmón para la Ciudad de México. Un pulmón de algunas decenas de hectáreas que hoy no se tienen y que solamente una visión de desarrollo inmobiliario, pero sin sustentabilidad desde el punto de vista de áreas verdes. Lo vamos a hacer, pronto estaremos con esos anuncios.

Ayer, les platico a ustedes, les comento, ayer cerramos la operación de la planta de asfalto de la Ciudad de México. Más de 10 mil toneladas CO2 que se estaban produciendo y otras tantas toneladas de precursores de óxidos de nitrógeno.

Ayer dimos por terminada esta etapa de la producción de asfalto en la Ciudad de México de manera no verde, no sustentable. Y así vamos a seguir, así vamos a continuar.

Hoy quiero reiterar mi agradecimiento, ya vieron ustedes cuál es la paleta de los árboles que sí funcionan en la Ciudad de México, aquí trajimos algunas de las muestras.

Quiero dejar solamente un dato —porque dada la veda electoral no podemos decir montos y no podemos hablar de montos en los temas de las donaciones, pero bueno, la gente puede hacer sus cálculos y ahí nadie se pelea con eso—, estos árboles que ustedes ven aquí, uno de estos arbolitos está en un costo de entre 25 mil y 30 mil pesos, eso es lo que cuesta un árbol de estos.

Y bueno, pues ahora con estos mil árboles prácticamente que se están reuniendo, ustedes hagan sus cuentas y verán el esfuerzo tan importante de este grupo de empresarios que están apostando por una ciudad mucho más sustentable que al llamado, lo quiero reiterar, no es que llevemos muchos meses pidiéndoles, fue un llamado muy rápido de corto tiempo, de rápida reacción y la Ciudad de México se los reconoce, se los agradece.

Y estoy seguro que las próximas generaciones dirán “bueno, y ahí están los árboles también que donó mi papá, ahí están” porque lo van a tener identificado, van a saber donde están los árboles que cada uno de ustedes está donando en la Ciudad de México. Ahora lo que nos resta es cuidarlos.

Y seguiremos con estos anuncios, todavía tenemos más, más por la Ciudad de México en esta tarea desde el punto de vista normativo, de acción, de comunicación y de suma de la ciudadanía.

Muchas gracias otra vez. Gracias a todas y cada una de las empresas, gracias a los grupos y a las fundaciones que dieron respuesta a este llamado de la Ciudad de México.

Hoy, los empresarios están poniendo un grano de arena muy importante para esta tarea de la lucha contra el cambio climático en el mundo y, obviamente, también para un aire mucho más limpio en la Ciudad de México. Muchas gracias y muy buen día.