Taller Internacional SIPAM

Fecha:27 DE ABRIL DE 2016

Lugar:Patio Oriente del Antiguo Palacio de Ayuntamiento

 

Muy buenos días a todos, a todas ustedes. Quiero saludar y agradecer la presencia, el trabajo que se ha venido desarrollando con la Ciudad de México en la suma de compromisos por la alimentación, por la alimentación obviamente mundial, pero en este caso de nuestra ciudad, por el compromiso contra el desabasto, contra la pobreza alimentaria de la capital de la República.

Agradecer, por supuesto, a Fernando Soto Baquero que él es el representante de FAO en México y con quien estamos trabajando este y otros de los programas a los que nos hemos comprometido.

Saludar a todos y cada uno de los representantes de esta área de SIPAM FAO, de todos y cada uno de los integrantes de SIPAM FAO ROMA que estarán trabajando arduamente en este encuentro, en este taller internacional. Saludar también a los integrantes de FAO de otras regiones, de otros países que también están con nosotros.

Y, por supuesto, a la diputada y a los jefes delegaciones sobre quienes recae principalmente, de manera señalada ahora, el ejercicio de este taller que se llevará a cabo. Los dos jefes delegacionales aquí presentes, tanto Tláhuac como Xochimilco son quienes estarán mostrando, quienes estarán dando a conocer la importancia de que cuidemos estas zonas naturales.

Se trata de uno de los sistemas milenarios que pueden mostrar al mundo cómo es y cómo se va transformando, tal cual nos lo comentaba ahora el representante internacional, cómo se van adaptando a los cambios y cómo los agricultores van transformando también sus procedimientos adaptativos y van demostrando la fuerza de esos sistemas.

Estamos hablando de que, obviamente, China tiene una gran experiencia agrícola y le ha demostrado al mundo cómo a través de estos pequeños procesos productivos sigue dando garantía alimentaria a millones y millones de habitantes en su territorio.

Aquí la Ciudad de México debe sentir, pues digamos que, una doble tarea; por un lado, por supuesto el compromiso con FAO para documentar, para explicar, para quienes nos visitan de todos los países hermanos, de todas las ciudades hermanas que están aquí presentes. A quienes aprovecho para darles, por supuesto, la más cordial de las bienvenidas, que conozcan este sistema, mencionado sistema de chinampas en la Ciudad de México.

Una ciudad que quizá al llegar y al hacer toda la línea aérea, todo el trayecto aéreo de llegada se observa como una ciudad urbana, como una ciudad con edificios, con caminos, con calles; pero hay, quiero comentar con ustedes, el 60 por ciento de nuestro territorio en la Ciudad de México es área verde, área de conservación, área de desarrollo.

La queremos cuidar, sabemos que hay zonas que fueron invadidas, que fueron pues no cuidadas como ahora lo estamos haciendo, y que eso no vamos a permitir que suceda más, ni en Xochimilco ni en Tláhuac.

Acá esta nuestro procurador también ambiental y vamos a seguir defendiendo nuestras áreas naturales, porque estamos hablando del alimento de todos nosotros y platicábamos con el representante de FAO de nuestros hijos y quizá de nuestros nietos, sino damos seguridad alimentaria pues no va haber nada más de que hablar ni que discutir.

Entonces esto es muy importante es un trabajo básico, elemental, en donde hoy estaremos mostrando a FAO y a nuestros hermanos de otros países, este sistema, el sistema de chinampas de la Ciudad de México.

Cómo es que allá en 325 cuando se fundó esta ciudad, el año 325 se tenían ya estas grandes que en lugar de calzadas pues eran grandes comunicaciones de agua, eran grandes canales que comunicaban en La Viga, en Tlalpan, en el Embarcadero, en San Lázaro y como desde entonces estos sistema de producción agrícola han subsistido a través del tiempo y cómo siguen dando alimento a la Ciudad de México.

Hoy tenemos un compromiso con FAO para luchar con otro de los llamados que hacemos y yo quiero aprovechar para reiterar este llamado que debe ser nacional, no debe ser solo un llamado de la Ciudad de México, sino debe ser un llamado del país. Y yo creo, por supuesto, como está siendo un llamado internacional a no desperdiciar comida, a no tirara a la basura la comida. Ya se está trabajando en varias zonas de la ciudad para que esto no suceda.

Estamos constituyendo un gran banco de alimentos, estamos trabajando también con Milpa Alta en donde se tiraban nada más y nada menos que 60 mil toneladas de nopal a la basura, y hoy estamos encontrando todos los procesos de reaprovechamiento ya para alcanzar cerca de 25 mil de esas toneladas que antes se tiraban para transformarlas en alimento.

La capital de la República va a seguir haciendo su tarea; hoy nosotros estamos comprometidos, hemos logrado hacer una reducción con las políticas públicas establecidas que han quedado ya marcadas, que han quedado claras, una reducción de más de 60 mil personas que dejaron de estar en pobreza alimentaria. Más de otras 60 mil que lograron rebasar esta línea de pobreza de la propia ciudad, un avance de 13 a 11.

Es decir, todo lo que se haga en la Ciudad de México no podemos esperar que haya grandes cifras porque el tamaño es muy amplio, porque el espectro es muy amplio pero sí son significativas.

Hoy les diría que estamos hablando de 150 mil personas en pobreza extrema que eso es lo que tenemos que combatir, que es lo que tenemos que lograr eliminar de nuestra capital de la República.

Estoy seguro que con esto que hoy se estará desarrollando, con estas ponencias, con esta participación internacional, habremos de mejorar nuestras prácticas, habremos de conocer buenas prácticas.

México se sentirá muy orgulloso si la Ciudad de México logra este reconocimiento como sitio SIPAM; para mis amigos y amigas de los medios de comunicación quiero reiterar, SIPAM significa: Sistema Importante del Patrimonio Agrícola Mundial, esto quiere decir que sería un reconocimiento para la zona chinampera de un sistema milenario, de un sistema agrícola mundial que ha mostrado su resiliencia. Qué significa esta parte de la resiliencia, que se ha logrado sobreponer a muchas cosas como aquí se dijo ya, entre otras el Cambio Climático y la Ciudad de México tiene que seguir trabajando en esta línea.

Hoy damos otro paso más en la lucha contra el Cambio Climático, conocer estos sistemas que por supuesto sabemos hay otros como lo es el sistema en Perú y como lo es el sistema en Chile que tienen este reconocimiento de FAO y ahora estaremos trabajando arduamente para que la Ciudad de México concretamente en su zona chinampera pueda ser reconocido como un sitio SIPAM. Debemos trabajar pues para que continúen estas líneas de reducción.

Déjenme platicarles muy rápido, la Ciudad de México tiene mil 500 kilómetros cuadrados para quienes nos visitan por primera vez. Como les decía 60 por ciento de ese territorio es área verde, y acá estamos conviviendo al mediodía aproximadamente 17 a 20 millones de personas.

Somos unas de las llamadas “mega ciudades”, estamos en el lugar número 12, solamente después de Río de Janeiro. Este es el compromiso que tiene la Ciudad de México y es su responsabilidad.

Entonces yo quiero agradecer de nueva cuenta a FAO, a todas las personas que nos visitan de otros países, de otras ciudades; a todos estos pueblos hermanos y desearles mucho éxito en estos trabajos; a nuestro representante de la autoridad de esta zona, de esta zona de protección de esta área verde, a Erasto Ensástiga.

También, mi reconocimiento y la encomienda para que cumplamos con todos los requisitos y proporcionemos toda la información que FAO requiere, a fin de que la Ciudad de México pueda tener ese reconocimiento como sitio SIPAM, a través de su trabajo.

Es un reconocimiento que no es para nosotros, es un reconocimiento a nuestros ancestros, a la gente que aquí, a los pobladores originarios de la Ciudad de México que nos mostraron cómo una técnica milenaria puede seguir alimentando el planeta y puede seguir alimentando a toda una población.

Sintámonos muy orgullosos de ser mexicanos y, por supuesto, de tener este sistema de chinampas, orgullosamente de la Ciudad de México.

Muchas gracias por todo el apoyo, gracias a FAO –de nueva cuenta- y a todos los jefes delegacionales, diputada y a todos los que van a participar en esto. Espero que disfruten Xochimilco, van a conocer toda esta zona, van a seguramente a pasear en las trajineras y podrán también disfrutar de la comida típica, quienes sea la primera vez solamente tengan cuidado con el picante porque tiene su chiste.

Muchísimas gracias por su visita. Disfruten la ciudad, nosotros nos vamos a encargar de que tengan una buena estancia en esta ciudad, la CDMX que los recibe con los brazos abiertos. A mí me ha dado mucho gusto platicar con ustedes. Y vamos a hacer la declaratoria inaugural. Muchas gracias y muy buen día.

Siendo las 9 horas del día 27 de abril de 2016 declaro formalmente inaugurados los trabajos del Taller Internacional Sistemas Importantes del Patrimonio Agrícola Mundial SIPAM.

Enhorabuena, que sea en beneficio, por supuesto, para el mundo, para México, para nuestra ciudad, para todos y cada uno de sus países y de sus ciudades y sobre todo para toda la población mundial. Muchas gracias y muybuendía.