Colocación de la primera piedra en Nextengo No. 73 Vivienda para Trabajadores del Metro

colocacion-de-la-primera-piedra-en-nextengo-no-73-vivienda-para-trabajadores-del-metroFecha: 14 SEPTIEMBRE DE 2016

Lugar: Camino a Nextengo No. 73, Barrio de Santa Apolonia, delegación Azcapotzalco

Buenas tardes todas a todos ustedes. Quiero saludar, saludar a toda la gente que hoy se da cita aquí a este anuncio tan importante para la Ciudad de México; lo digo de manera muy sincera, muy importante para la Ciudad de México porque si hay un servicio vital en esta ciudad es el del Metro; y si hoy podemos beneficiar, si hoy podemos hablar de la familia Metro que está aquí representada con taquilla, con administrativo, con técnicos, con especialistas. Si hoy podemos hablar de la familia Metro este lugar va a ser de la familia de la familia del Metro, porque aquí van a estar las familias de Metro; así que todavía por eso nos sentimos más contentos.

Yo quiero agradecer de verdad, agradecer la presencia hoy de representantes de FOVISSSTE, de representantes de CONAVI. Agradecer a los titulares de ISSSTE y, por supuesto, a titulares de SEDATU. Agradecer por todo lo que sea para beneficio de nuestros trabajadores, de nuestra gente de la ciudad; eso siempre lo voy a agradecer sin escatimar, porque todo lo que beneficie a la ciudad, todo lo que beneficie a nuestros trabajadores de Metro siempre lo voy a reconocer. Así como alzamos también la voz para otros temas, ahora reconocemos aquí una suma de esfuerzos.

Pues qué bueno que todo el mundo se puso a trabajar en sintonía. Porque miren, tenemos ya aquí la tierra, aquí ya está, tenemos aquí ya el proyecto, lo acaban de ver y tenemos el financiamiento.

Y luego, estamos hablando de departamentos que, en precio, estarán más o menos en 500 mil pesos, que la realidad es que son departamentos de yo creo que más de dos millones, cuando menos. Pero es un patrimonio para sus familias, para la gente de Metro, que nos da mucho gusto entregar.

Además —gracias a taquilla, muchas gracias—, además, miren con esta suma de esfuerzos, si ya tenemos la tierra, platicamos con el titular, presidente de nuestro sindicato de metro con Fernando Espino —que casi no trajo porra el día de hoy, casi no; conste que ahorita dije Fernando Espino y no escuché, por si quedaba duda, por si quedaba duda—.

Bueno, con el secretario general lo que vimos, con el titular del sindicato fue esto: que hacía 14 años, que hacía pues toda una vida, que no teníamos vivienda para los trabajadores del Metro. Estábamos construyendo vivienda, pero estábamos atendiendo a otra población, pero no a nuestros trabajadores. Hoy estamos pues, atendiendo este pendiente. Y, como él lo dijo, de aquí hagamos las previsiones para que podamos alcanzar más y podamos tener a nuestros trabajadores de Metro viviendo en su ciudad, en la ciudad en donde ellos están desarrollando la actividad y no que se vayan a otros lados a vivir sino aquí.

Y platicamos también, y hoy vuelvo a reiterar nuestra felicitación a Raymundo Collins, porque aquí les vamos a poder ofrecer —de lo que platicábamos con Raymundo— créditos que son verdaderamente inexistentes en ningún otro esquema que puedan ustedes pensar, porque se trata de pagar este departamento sin intereses. Son cero intereses para poder pagarlo y la verdad es que las mensualidades son muy, muy bajas. Va a dejar de ser una preocupación, va a dejar de ser una preocupación el tema de pagar la casa.

Porque imagínense que les estuviéramos diciendo que para pagar la casa hay que juntar una mensualidad de 10, 15 mil, 8 mil, 7 mil, pues eso ya complica mucho la existencia. Aquí no, ese tema lo van a dejar en un segundo plano, por primera vez en este tipo de créditos, el tema de pagar la casa va a estar casi, casi de lo que quede de todo lo demás, van a poder destinar sus recursos a otras tareas propias de las familias para su desarrollo.

Por eso, hoy quiero reiterar esto, vamos a trabajar consistentemente. Yo sé que hoy en la Asamblea Legislativa se está discutiendo, se está terminando con un gran lastre que teníamos ahí con Norma 26 para dejar clara la idea de que la vivienda de interés social es para la gente que más lo necesita y no para hacer negocio, es para la gente que más lo requiere en la ciudad. Hoy, estamos terminando con esta tarea. Nos comprometimos y ahí está.

Y en nuestra iniciativa, la iniciativa que planteamos es para construir y vamos a volver a llamar a FOVISSSTE y vamos a volver a llamar a CONAVI, porque queremos construir mucha vivienda para trabajadores, para jóvenes, para adultos mayores, para personas, para madres jefas de familia en la Ciudad de México.

Así que con esto y con esto que se está trabajando también en la Asamblea Legislativa yo creo que vamos a lograr el objetivo.

Hoy quiero felicitar otra vez al Metro, a su sindicato, a sus trabajadores. Vamos a seguir dando la batalla. Vamos a buscar recursos para seguir con estos proyectos que en este momento tenemos con una gran sombra, con un gran nubarrón encima que pudieran verse frenados. Vamos buscar los recursos. Vamos a ver cómo le hacemos para que siga creciendo esta gran familia que es la familia Metro de la Ciudad de México. Todas mis felicitaciones. Aquí nos vemos en un año para poder echar a andar ya las viviendas, para que se empiece a cambiar la gente de Metro en este mismo espacio.

Ya vi que tienen su pabellón, está bien ubicado, a dos cuadras tenemos una estación de Metro. La verdad está muy bonito y se está construyendo aquí a lado, así que aquí va haber muchas familias, muchos niños, muchos desarrollo; qué bueno para nuestros trabajadores.

Quiero reiterar mi felicitación a Metro, a su director General, a Gaviño que hizo esta alegoría de “todos trabajando”; al Secretario General del Sindicato; por supuesto, a Raymundo Collins; al secretario de Movilidad que está pendiente también de estas tareas.

Y, sobre todo, a ustedes, a nuestros trabajadores de Metro. Las queremos mucho a las mujeres como siempre un beso para ustedes. Un abrazo a nuestros compañeros y a todos nuestros compañeros de Metro. Buenas noticias para el Metro aquí en la Ciudad de México, gracias. Vamos por más todavía, gracias.